Rivera, sábado 2 de marzo de 2024

Congreso de Educación creó “insumos” para la futura ley de Educación

El Congreso Nacional de Educación, realizado el fin de semana en el Palacio Peñarol de la capital del país, permitió decidir las bases para una futura Ley de Educación y todas las mociones presentadas -mayoritarias o minoritarias- serán consideradas por la Comisión Nacional Organizadora del Debate Educativo (CODE) al momento de producir un Documento Final que se presentará a las autoridades de la educación y a los Poderes Ejecutivo y Legislativo.
Desde el miércoles 29 de noviembre y hasta el domingo 3 de diciembre pasado se realizó el Congreso Nacional de Educación convocado por la Universidad de la República, la Administración Nacional de Educación Pública y el Ministerio de Educación y Cultura, y organizado por el CODE.
En este evento estuvieron presentes más de 1.200 delegados en todo el país -de Rivera participaron 39 delegados-, que discutieron temáticas propuestas por la CODE, además de tópicos recabados en 700 Asambleas Territoriales con la producción de más de 400 documentos recibidos en todo el territorio nacional.
Con la información recaba se elaboraron dos documentos que se emplearon de soporte de discusión de las Comisiones reunidas en el Congreso, las cuales llegaron a acuerdos y conclusiones sobre los distintos temas que implicarán próximamente una nueva publicación.
La Declaración Final constituirá un nuevo volumen que junto con los dos documentos anteriores -más la reseña que la CODE incorpore a estos materiales-, se transformará en el Informe Final que la Comisión presentará a las autoridades competentes.
En ese contexto, los distintos agentes podrán elaborar propuestas y tener iniciativas que implicarán para el año 2007 nuevos debates y discusiones acerca del futuro Proyecto de Ley de educación.
El objetivo de la CODE es terminar el trabajo de recopilación de información del Congreso Nacional de Educación a finales de este año con la finalidad de que el año que viene se logre elaborar nuevas propuestas y proyectos para presentar a la ciudadanía.

POR UNANIMIDAD SE RESOLVIÓ QUE LA
FORMACIÓN DOCENTE SEA UNIVERSITARIA

El Congreso definió la educación como un derecho, como un deber hacia todos los ciudadanos y como un bien social, y resaltó el papel del Estado como garantía de cumplimiento del mismo.
En ese contexto se reafirmaron los principios valerianos, incorporándose la visión de una educación integral al ser humano, así como el principio de participación junto a la autonomía de la educación, con la inclusión de una amplia participación social que implique distintos niveles de participación y de representación en la dirección de todos los organismos educativos.
Una mayoría de delegados nacionales subrayó la necesidad de que la autonomía educativa esté acompañada por el concepto de cogobierno, acciones vinculadas estrechamente con la necesidad de la conformación de un Sistema Nacional de Educación.
En el Congreso también se precisó que actualmente la educación funciona en la práctica en forma incompleta y deficitaria y “es necesario conformar un Sistema Nacional de Educación con mayores niveles de participación de los distintos actores sociales”, aseguró Garibaldi.
Participaron de la actividad 15 Comisiones que trataron -además de las cuestiones vinculadas a la producción de una nueva Ley- otras temáticas con un gran nivel de participación de todos los presentes.
En cuanto al tema “formación docente” existió acuerdo unánime en que la misma tenga carácter universitario, precisándose que puede estar ubicada tanto en la órbita de un Instituto o Consejo, o en una universidad pedagógica, entre otros.
Este tema estuvo presente en todos los ámbitos y en todas las Comisiones porque es clave para el futuro de la educación y así fue entendido en todas los encuentros, dijo Garibaldi.
Además, hubo planteos vinculados a la necesidad de revalorizar y articular la educación formal y la no formal, junto a la creación de una política educativa para jóvenes y adultos.
El Director Nacional de Educación, precisó que en ese momento el 40% de los adultos no culminó la Educación Primaria y que un porcentaje importante de los jóvenes no culminaron el Ciclo Básico de Enseñanza Media, y es necesario generar condiciones para que todos puedan seguir estudiando a lo largo de toda la vida.
También se trató el tema inclusión educativa en todos los niveles y particularmente en los aspectos que tienen que ver con niños, adolescentes y jóvenes con capacidades diferentes.
Además, hubo planteos relacionados a la necesidad de una educación en derechos humanos, en salud, en educación sexual, además de entenderse que la educación artística es vital para la formación integral de las personas.

Deja un comentario