Rivera, martes 25 de junio de 2024

Nuestra opinión: ¡Qué complicado es jugar al fútbol en Rivera!

Habría que hurgar en la memoria y seguramente no vamos a encontrar una temporada futbolística tan complicada como la de este 2019.
No hay continuidad, la lluvia, las canchas, los paros, elecciones, desfiles, y ahora el fallecimiento de un jugador de Tala, han conformado un calendario que no estaba en el pensamiento ni del más cuidadoso dirigente cuando organizaba una actividad.
Y en ese sentido recordamos a Don Bernardino Freitas que siempre decía que todo campeonato debe tener de dos a cuatro fechas que no se pueden jugar debido a situaciones diversas.
Si organizaba un campeonato a doce fechas él consideraba que tardaba dieciséis semanas y casi nunca erraba, pero nunca iba más allá de eso.
Pero lo de este año ya excede cualquier cálculo. Hay muchos equipos, la mayoría de los que participan en el campeonato de Primera División, que pasaron ya (o van a pasar) un mes sin jugar.
Y eso influye en el ánimo del jugador, que se desmotiva, en el entusiasmo del aficionado, que va perdiendo interés, y en el bolsillo del tesorero del club, que sigue gastando dinero para mantener al plantel.
Este Campeonato Rivera de Primera División comenzó el 15 de junio, sin tener en cuenta que ya se había jugado un encuentro anticipado la semana anterior.
En definitiva, van ya dieciséis semanas desde la fecha del comienzo, de haberse jugado todos los fines de semana, sin utilización de la luz del estadio para jugar partidos nocturnos con temperaturas muy, pero muy bajas y el cemento muy frío, ya estaríamos, este fin de semana, jugando la primera final del campeonato.
Once fechas para la primera rueda, dos para la segunda fase, dos para la tercera fase y este fin de semana se jugaría la primera de la cuarta fase (final del certamen).
Es decir, el próximo fin de semana se jugaría la segunda final, se conocería al campeón y ya quedaría el tiempo libre más que suficiente para que nuestra selección se presentara de la mejor manera en el próximo Campeonato Nacional.
Pero la realidad marca que estamos aún a dos fechas de terminar la primera fase, que difícilmente se marquen partidos para mediados de la semana que viene y que el próximo fin de semana, de acuerdo a los anuncios meteorológicos, no haya fútbol y que aún tenemos, el 27 de octubre una jornada de elecciones nacionales con la firme posibilidad de un ballotage en noviembre.
Resumiendo, un campeonato que no finalizará antes que comience el mes de diciembre.
Y es por eso lo del título, que en realidad no nos pertenece, sino que es de un conocido dirigente del fútbol actual, cansado de tantas postergaciones, suspensiones y demás.

Deja un comentario