Rivera, martes 23 de abril de 2024
Combate a comercio ilegal de tabaco:

Gobierno creó comisión para implementar protocolo para eliminación del contrabando

El Ministerio de Salud Pública creó una comisión interinstitucional para implementar el Protocolo para la Eliminación del Comercio Ilícito de Productos de Tabaco, liderado por la Organización Mundial de la Salud y ratificado por Uruguay. El ministro Jorge Basso confirmó la necesidad de actuar de forma fuerte y seria, con investigación, para que la venta ilegal no incida en políticas integrales de prevención y tratamiento.
Tras el Consejo de Ministros, el titular del Ministerio de Salud Pública (MSP), Jorge Basso, anunció que se conformará una comisión interinstitucional presidida por dicha secretaría de Estado para la puesta en práctica el denominado “Protocolo para la Eliminación del Comercio Ilícito de Productos de Tabaco”, que fue aprobado durante la 5.ª Conferencia de las Partes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para el Control del Tabaco, que se realizó en Seúl, República de Corea, el 12 de noviembre de 2012.
El equipo de trabajo estará integrado, además del MSP, por representantes de los ministerios de Relaciones Exteriores; Economía y Finanzas; Interior; Defensa Nacional; Ganadería, Agricultura y Pesca; Industria, Energía y Minería, y Educación y Cultura; la Dirección General Impositiva; la Dirección Nacional de Aduanas; el Poder Judicial; y el Centro de Investigación para la Epidemia de Tabaquismo y Sociedad Uruguaya de Tabacología. Cada institución deberá designar a un delegado.
Estas acciones se enmarcan en el Día Mundial Sin Tabaco, que se conmemoró el 31 de mayo, jornada en la cual la Organización Panamericana de la Salud (OPS-OMS) distinguió a países, personas y organizaciones que contribuyeron a combatir la epidemia de tabaquismo. En la oportunidad, el trabajo de Uruguay fue reconocido.
Este protocolo, ratificado por Uruguay en agosto de 2014, es creado en conformidad con el Convenio Marco de Control de Tabaco de la Organización Mundial de la Salud.
Basso explicó que la Ley 19.259 regula el ámbito operativo que instrumentará el protocolo para eliminar el comercio ilícito. En este sentido, aludió a la relación existente entre la eliminación del contrabando y las políticas sanitarias del país.
Dijo: “Hay que incidir fuertemente en la venta ilegal de todos los productos vinculados al tabaco, de manera que las políticas integrales que realiza nuestro país en materia de prevención, tratamiento y rehabilitación de personas vinculadas a la adicción del tabaco, no tengan acciones fuera de control que de forma ilegal incidan en la accesibilidad de productos de tabaco a precios distintos, por fuera de las normas legales y vinculados a estrategias que los países quieren combatir”.
El ministro informó que el Presidente Tabaré Vázquez dio la señal de actuar rápidamente, porque la venta ilegal se percibe en varios puntos de la ciudad. Para combatirla participarán el Ministerio del Interior, Aduanas y Dirección General Impositiva. Basso consideró que esta será una forma de trabajo articulado del Gobierno para resolver de forma eficiente la vulneración de las políticas de control de tabaco.
“Se apuesta a concretar el no ingreso de esta mercadería, que no se produce en el país, sino que entra por la frontera. La acción debe combinarse con la venta en espacios públicos y en algunos comercios. Los organismos que integran el grupo investigarán y trabajarán con ahínco para resolverlo. Es una tarea de investigación para incidir donde hay que hacerlo”, agregó.
Basso recordó que el Gobierno viene trabajando largamente sobre tema. Ya en febrero de 2005 comenzó a aplicar un conjunto de compromisos asumidos en la OMS, momento desde el cual Uruguay inició un trayecto que mantiene hasta la actualidad vinculado a la salud pública.

BAJA DE LOS COPAGOS EN LOS
TRATAMIENTOS DE TABAQUISMO

Entre las prioridades delineadas para este quinquenio, en lo que respecta a tabaco, se trabajará en la reducción de los copagos para que las personas que deseen dejar de fumar y necesiten medicación en sus tratamientos puedan concretarlo y así se reduzca aún más la prevalencia en el país, que ha descendido casi diez puntos -de algo más de 30 a 22%-.
El ministro explicó que las medidas dispuestas permitieron resultados positivos para la salud de la población. Los infartos de miocardio se redujeron en un 22%. En tanto, la incidencia sobre los distintos tipos de cáncer comenzará a constatarse en este tiempo, dado que es más difícil de comprobar.
La mayor reducción de la prevalencia se dio en los jóvenes (de 13 a 15 años pasó del 22% a 8%), resultado considerado “fantástico” por Basso, por ser la próxima generación de no fumadores.
Basso explicó que las cifras permanecen altas en mujeres, lo que ocurre en todo el mundo, debido a las estrategias de comunicación de la industria tabacalera, que apuntan a asegurar la continuidad del consumo por el rol modélico de las familias. Esto deriva en un incremento de casos de cáncer de pulmón en mujeres, que en Estados Unidos ya iguala al de mama.

Deja un comentario