Rivera, domingo 14 de julio de 2024

Mujeres rurales emprendedoras: “El arte de la lana en prendas”

La Intendencia Departamental de Rivera, a través de la Unidad de Desarrollo y su División Estrategia y Articulación, realizaron el lanzamiento del proyecto “Mujeres rurales emprendedoras: El arte de la lana en prendas”, el que se llevó a cabo el pasado martes en la sala de conferencias del tercer piso del edificio comunal.
La mesa estaba conformada por el Secretario General de la Intendencia, Cr. Richard Sander, el Director General de Desarrollo y Medio Ambiente, Quím. Farm. Alejandro Bertón, el Coordinador de la Unidad de Desarrollo, Lic. Santiago Esteves, Arq. Daniel Vergara (UDELAR), Ec. Carolina Ferreira (OPP) y Sandra Har (Sociedad de Fomento de Masoller).
El Quím. Farm. Alejandro Bertón fue el primero en hacer uso de la palabra: “Este trabajo comenzó dentro de la estrategia del proyecto de fortalecimiento al Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP), en su inicio con los cursos telar y lana. Luego dentro del Programa Urb-Al III diseñamos un proyecto en conjunto con mujeres rurales de Livramento, con enfoque del sistema productivo de la comercialización, abarcando el contexto familiar y gestión económica de esa empresa que comenzaba a surgir (2010-2011)”.
En representación del Intendente de Rivera, el Cr. Richard Sander resaltó la importancia de “todos los que hacen parte del proyecto y sobre todo el sacrificio que hacen las mujeres del Valle Lunarejo para participar. Darle la posibilidad a la gente del interior profundo de poder salir, que tienen ganas, es su derecho y sumar ese esfuerzo de hacer quince, dieciséis, diecisiete o veinte kilómetros para poner su granito de arena y salir adelante, esas son las cosas que tienen valor”.
Por la División Estrategia y Articulación Regional, la técnica Ximena Piqué adelantó los pasos a seguir: “Aquí, concretamente, tenemos como objetivo mejorar la calidad del diseño, generar una colección nueva de prendas que será lanzada en un desfile en el invierno de 2017, generar herramientas que permitan mejorar la comercialización de las prendas a través de las nuevas tecnologías de la información y desarrollar un espacio de ventas en el área del Lunarejo. Hoy son quince mujeres que trabajan en La Palma, en una unidad demostrativa, y si contamos los beneficiarios directos son cien personas más”.

INTERCAMBIO DE NECESIDADES
“No quiero que nos necesiten. Sí quiero que tengan en cuenta que nosotros necesitamos de ustedes; la comunidad los necesita. Son testimonio visible que la comunidad de la zona de La Palma, Lunarejo, Masoller y Tranqueras tienen mucho para dar a esa región. Los necesitamos para transmitir su experiencia al resto del territorio y a otros departamentos, que puedan también enriquecerse con otras experiencias”, señaló la Ec. Carolina Ferreira, de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto.
Por su parte, una empresaria rural del grupo Flordelana expresó que “después de ser madre de ocho hijos, hoy ya grandes, puedo salir y conocer otros lugares que por mis propios medios no podría hacerlo. Hoy comparto ideas con otras compañeras, aprendemos algo tan útil para nosotras. Teníamos la materia prima y no sabíamos qué hacer con ella. Hoy damos valor a lo que tenemos; con el vellón de la lana hacemos desde un llavero hasta a una prenda de vestir (poncho, ruana)”.

EL ARTE DE LA LANA EN PRENDAS
El proyecto se inicia con la continuación de un relevamiento y trabajo de capacitación que se hizo con el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP). En una segunda etapa (proyecto Urb-Al) se generó un equipo multidisciplinario de técnicos trabajando con las mujeres rurales (Tranqueras y zonas aledañas). Hoy estarían en la tercera etapa, donde el proyecto es financiado por la Oficina de Planeamiento y Presupuesto y administrado por la Sociedad Fomento de Masoller.

BENEFICIARIOS
Las beneficiarias serán quince artesanas rurales y sus familias, los que totalizan setenta y cinco personas aproximadamente. Sumado a los veinticinco artesanos de otros rubros que serán beneficiados con talleres de sensibilización impartidos por el grupo Flordelana, el total de beneficiaros directos son cien personas.
El objetivo general del proyecto es generar herramientas para que un grupo de mujeres artesanas rurales puedan aumentar sus ingresos mediante la generación de nuevas oportunidades que valoren su cultura y el medio ambiente.

Deja un comentario